Hugo Rosas, el nuevo líder agrario y medioambiental de Boyacá

Como un sueño hecho realidad nos describen quienes tuvieron la oportunidad de ver crecer a un muchacho, vendiendo arepas, verduras, frutas, cargando bultos y ganándose la vida en las plazas de mercado y que hoy con esfuerzo y sentido de pertenencia, llegó a ser diputado por el departamento de Boyacá con la tercera mejor votación de su partido.

Con cerca de 15.000 votos, Hugo Rosas se ganó a pulso un espacio en la asamblea del departamento. Con una estrategia clara y definida, sorprendió y enamoró a los boyacenses. La vida y su trayecto profesional de aquel joven, ha logrado que medios de comunicación lo proclamen el líder del agro y el medio ambiente en Colombia.

Hijos de doña Helena Romero y don Luis Rosas, Hugo y Guillermo Rosas con orgullo defienden y promueven el trabajo del campo en todos los espacios de su vida profesional y personal. Hoy son reconocidos gracias a su trabajo en redes sociales, donde con carácter alzan la voz por su sector campesino.

“Solo quien haya vivido y sufrido el campo, puede proponer un camino al progreso del mismo”.

Hugo Rosas

Es una historia conmovedora para quienes no aceptan un NO como respuesta. Verse enfrentados a miles de dificultades en su vida diaria, como pelear con las autoridades para que no les levantaran su puesto de venta, ser estigmatizados por mentes cortas quienes los señalaban de delincuentes entre muchas mas vicisitudes que la misma naturaleza puede dar. Y así mismo superarlas con nobleza. Eso es lo que hoy miles de personas reconocen de los hermanos Rosas. Gemelos, que hoy mas que nunca trabajan por su comunidad.

Conocieron de primera mano las dificultades de una comunidad sin acceso a agua potable, servicios básicos y una educación retirada de su hogar. Se dieron a conocer por su liderazgo y su motivación constante. Con orgullo y nostalgia nos cuentan de esas madrugadas frías pero que eran cobijadas con el amor de la familia y su deseo de salir adelante desde las plazas de mercado.

Poco a poco y con constancia llegaron a Tunja, donde obtuvieron un espacio en la UPTC ( Universidad Pedagógica y tecnológica de Colombia), allí entre intelectuales y protestas aprendieron a tener una voz contestataria. Se hicieron líderes estudiantiles y estuvieron al lado del hoy, y lo que muchos consideran el mejor gobernador en la historia de Boyacá, Carlos Amaya.

Entendieron de como el poder político debía ser usado con responsabilidad y con firmesa para defender a los más débiles. Y así, comenzaron su camino en la política boyacense.

Su primer intento para llega a la asamblea fue un más un acto de valentía, se hicieron de un aval de un partido al cual muchos desestimaban, de un candidato a la gobernación del cual nada se esperaba y de una campaña llena de carencias económicas y de padrinazgos. Sus armas la defensa del campo, el medio ambiente y su fuerza las nuevas ideas que solo los jóvenes traen consigo.

Su maquinaria fueron unas plantas cargadas en una vieja bicicleta, un discurso nuevo y sus ganas de recorrer las calles. Con convencimiento, lograron encantar a casi 4000 mil personas en aquellas elecciones, pero con tristeza vieron como no solo no lograban su curul, sino a su vez, como tal vez luchaban por una causa inútil.

No fue sino hasta que su gran amigo Carlos Amaya, elegido como gobernador de los boyacenses, viendo algo especial en él, llamó a Hugo Rosas para que hiciera parte de su equipo en la gobernación. Allí, reconociendo sus aptitudes le dio un espacio para que el se diera a conocer. Era la oportunidad que Hugo no iba a desaprovechar.

Contra toda expectativa, Hugo Rosas logró defender a pulso los intereses de las asociaciones lecheras, agrícolas y medio ambientales en su gestión. Fueron estos mismos gremios quienes lo motivaron a que hiciera un nuevo intento por la asamblea del departamento. Y Hugo no pudo rechazar el llamado de su gente.

Logrando nuevamente el aval del partido más codiciado en las ultimas elecciones, Hugo Rosas junto a su Hermano, comenzaron una nueva travesía. Se atrevieron a levantar su voz usando sus redes sociales, llamando la atención de millones de personas que vieron en el, alguien para seguir.

Solo gracias a un equipo joven, fresco y lleno de energía, su movimiento activista Súmate fue conocido a nivel nacional. Esto, fue el primer paso para dar a conocer a Hugo en los hogares Colombianos. Con sus vídeos virales, se apoyó para una campaña a la asamblea con una fortaleza en la opinión pública.

Hoy en día, luego de recibir cientos de ataques y con una diferencia abismal, Hugo Rosas recibió el apoyo de 14.634 boyacenses quienes lo hicieron Diputado por el departamento.

Quedan 4 años para que el nuevo líder agrario y medio ambiental, siente la bases de un nuevo programa político por su campo, su gremio de la plaza de mercado y los jóvenes boyacenes.

Autor: Juan Diego Castillo P

Publicista Universidad Central / Especialista en Proyectos de Desarrollo E.S.A.P

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s